ULTIMOS TEMAS
Últimos temas
» Jugando con el destino [Priv. Liu Feilong]
Lun Oct 03, 2016 9:59 pm por Liu Feilong

» UNDERWORLD SYMPHONY +18 {Cambio de botón - élite}
Lun Sep 19, 2016 6:34 pm por Invitado

» Ultimam Voluntatem [Hermana]
Miér Ago 24, 2016 10:53 am por Invitado

» Μακριά και κοντά ... [Priv Ruka Belini]
Dom Ago 14, 2016 4:49 pm por Liu Feilong

» Shikaisen Paradise {Elite}
Mar Ago 09, 2016 3:51 am por Invitado

» Entre alborotos y cosas sin sentido || Priv. Aren
Jue Ago 04, 2016 12:26 am por Alexander D. Kähler

» Un poco de tranquilidad || Libre
Jue Ago 04, 2016 12:24 am por Alexander D. Kähler

» Capitulo 1: Neutral [Priv. Sarnaky]
Dom Jul 31, 2016 1:43 am por Sarkany

» Beyond the stars - CAMBIO DE BOTÓN - NORMAL
Lun Jul 25, 2016 5:34 pm por Invitado


Capitulo 1: Neutral [Priv. Sarnaky]

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Ir abajo

Privado Capitulo 1: Neutral [Priv. Sarnaky]

Mensaje por Shurima el Mar Jul 12, 2016 3:18 am

No había forma en la que pudiera llegar esa instancia en la cual decir que se acostumbraba a lo que pasaba a su alrededor. Incluso era consciente de que muchas de las criaturas que se encontraban a su paso conocían de la existencia de lo que alguna vez fueron, y lo tomaban con una naturalidad que hacía siglos atrás podrían haber huido despavoridas. Respirar profundo, y hundirse en los parpados cerrados no era suficiente. No se hallaba en la nueva civilización que la humanidad estaba formando para su supervivencia, a pesar de crecer con una amplía variedad de entidades sobrenaturales, no lograba encontrar la comodidad que en su momento había logrado encontrar en un sitio silencioso, allí ni siquiera el silencio era lo que el diccionario definiría como ausencia de sonido. 

Definitivamente tampoco había palabras para definir el por que prefería salir por las noches en lugar de a plena luz de sol. O tal vez si, era bastante simple a decir verdad, las costumbres eran algo imposible de olvidar, especialmente cuando los años habían pasado por encima de uno con una facilidad que ni siquiera daba la oportunidad a darse cuenta en el transcurso del tiempo. El sueño lo había transportado a una nueva era, que al abrir sus orbes carmesí dudo por un momento no encontrarse muerto y tan solo ser una pesadilla. No, no estaba contento pero tampoco se encontraba feliz de haber tenido de conciliar un sueño tras una culpa que no podía superar con el suicidio, eso indicaba cobardía, para el y claramente para toda su raza. ¿El dormirse no era lo mismo?, posiblemente, aun así lo veía como una opción mas viable a dejar que su cuerpo se volviera polvo y cenizas. 

Nuevamente de pie, nuevamente de noche.

De sus labios no dejaban de fluir garrasposos, y a su vez sutiles susurro que entonaban una vieja melodía, en algún idioma que seguramente se encontraba enterrado como la mayoría de las entidades que alguna vez lo usaron como su lengua propia, completamente desconocido para quienes fueran capaces de oírlo, curioso y bello como cualquiera a la hora de agregarle música a sus letras. Un canto a la naturaleza, al mismo astro que solía encontrarse noche tras noche en lo mas alto del firmamento, acompañado por colonias de estrellas desplegadas de luz, como cientos de puntos coloridos en la oscuridad. Lo reconocía, a pesar de todo si era un hombre melancólico, después de todo para un hombre viejo era imposible aprender cosas nuevas, o eso era lo que Shurima solía decirse a menudo.


En el viejo reloj de bolsillo pasaban de las dos de la madrugada, los únicos sonidos que podía escuchar eran lo suyos al respirar, incluso al mover minuciosamente los músculos de su cuerpo al cambiar de posición sobre el banco de cemento de la plaza, llevando hasta su posición el aroma de algunas criaturas al rededor de unas manzanas de allí, patrullando las calles de lo que se conocía como la Zona Cero. Humanos durmiendo tras un día de trabajo agotador entre las paredes de una ciudad casi en ruinas, aun se sentía el aroma a la tierra y el polvo en el ambiente, como si el desastre que se había llevado todo por delante hubiera sido hace pocos días atrás. Ladeo la cabeza, dejando caer todo el largo de su cabello rojizo por sus hombros y el ante brazo, acariciando el frió bloque de concreto en el que se encontraba apoyado, respirando el aire frió de una noche de invierno. Se preguntaba cuando nevaría, deseaba ver la nieve una vez mas.

Volver arriba Ir abajo

Privado Re: Capitulo 1: Neutral [Priv. Sarnaky]

Mensaje por Sarkany el Mar Jul 12, 2016 4:11 am

Dio una honda respiración, ignorando de momento cualquier aroma; sólo necesitando el revitalizante y purificador aire en sus pulmones. No le molestaban los giros que traían su trabajo, ni estar metido en algunos antros ciertos lapsos de la noche… Pero haber agarrado el trabajo de guarda, de un jovenzuelo que había estado metido entre clubes, bares y antros desde muy tempranas horas hasta hacía unas pocas que por fin quedase inconsciente en el último club de la noche –y lo llevase seguro a su casa-, estaba más que saturado de aromas y humos que no solo pertenecían a simples tabacos; también necesitaba amortizar el zumbido en sus oídos, repercusión de la constante de música estridente durante el día, despejarse del ligero dolor de cabeza por la misma causa.

Necesitaba calma, naturaleza, espacio abierto y aire… Ello era la razón por la que había terminado en la Zona Cero. En momentos como ese, se le antojaba la época en que podía simplemente cambiar su forma y remontarse al vuelo; dominar con la mirada desde lo alto de una tranquila montaña. Y, sin embargo, aquí estaba: En una era que había cambiado en más de una forma en la que ni siquiera soñó; en un tiempo en que quizá lo sacó del letargo nuevamente antes de tiempo –si es que valían las redundancias- en el que se había hundido ya en más de una ocasión.

La mirada esmeralda se alzó y absorbió la contemplación de las estrellas… Quizá muy pocos lo sabrían o siquiera lo hubiesen visto; pero él notó espacios vacíos de estrellas extintas, como se maravilló por las nuevas que las relevaron.

Andado a paso firme y calmado entre las desvencijado camino de mezcla y piedra, fracturado de maleza, en ese parque de letárgica vida por las tempranas horas de la madrugada; se frotó de manera distraída el pecho, entre la abertura de la camisa; palpando el colgante de la cruz egipcia que siempre iba con él… Le hacía recordar su primer despertar.

Mientras el dolor de cabeza se borraba junto con los nocivos olores en su olfato y el zumbido en sus tímpanos remitía; empezó a percibir algo que se le antojó una susurrante melodía, aromas de hierba y tierra cobrando mayor vida, esencias flotantes de criaturas varias que estuvieron por ahí antes… Un deje particular, que le atraía a algo “familiar”, estaba ahí, a esas horas. Se dejó guiar por el aroma y el suave sonido, con la curiosidad por la melancólica calma que le trasmitía de alguna forma; sin ocultar del todo su presencia, no tenía la intención de ser intempestivo tras un largo día.
avatar
Mensajes : 6
Localización : En cualquier lugar

Volver arriba Ir abajo

Privado Re: Capitulo 1: Neutral [Priv. Sarnaky]

Mensaje por Shurima el Jue Jul 14, 2016 12:49 am

Su cuerpo lentamente se iba desplazando a lo largo del cemento, sin poder calcular realmente al tacto si la temperatura de la piedra resultaba ser fría o cálida, ni siquiera estaba seguro de que temperatura misma poseía su cuerpo, habían cosas que simplemente uno dejaba de percibir cuando se volvían irrelevante, incluso más allá de eso, creía que su sangre repentinamente había encontrado calidez en el paso por sus venas, incluso el color regresó a sus mejillas, algo que cuándo había nacido simplemente carecía. Recostado sobre la manca de plaza, contemplo el cielo con los párpados entrecerrados, dejando caer uno de sus brazos al suelo, acariciando las baldosas en el suelo como algunas hojas de los pequeños arbustos que aparecían en esa conexión entre la tierra y el pavimento. Reposando su mano izquierda sobre el pecho, completamente inmóvil.

Su cabello largo acompañaba a su mano en el suelo, no le importaba realmente ensuciarse ni perturbar el color rojizo de sus hebras con un poco de tierra, para nada, había dormido bajo un metro ochenta por cientos de años, estaba completamente acostumbrado, y a decir verdad, era algo que le agradaba. Sentía esa ligera conexión con lo que se encontraba a su alrededor, especialmente cuando las vibraciones de la tierra le susurraban cosas.

Lo había oído, y aun así no se inmuto. El aroma y el movimiento al andar, le advertía que algo se aproximaba por el camino en el que se encontraba contemplando el firmamento estrellado, mientras que Shurima simplemente continuaba contando las estrellas a medida que en una voz inaudible enumeraba las luces brillantes en la oscuridad. Una especie de la cual la propia había estado hostigando por años en el pasado, alimentándose, asesinando, usando escamas e incluso huesos para volverlos trofeos e incluso vestimentas de las más codiciadas, un asunto sumamente desagradable para él, siempre había estado en desacuerdo por el poder y las batallas que se brindaron a causa del egoísmo de su hermano. Se preguntaba el por que no era suficiente ser lo que eran.

Es una hermosa noche, me gustaría pensar que estas aquí por el mismo motivo que yo. — murmuro, sin desviar la mirada del espectáculo que observaba, manteniendo sus expresiones al mínimo. No se consideraba un hombre de muchas palabras, ni mucho menos un buen conversador, ni dando las primeras buenas impresiones, más todo aquello sería juzgado por quien lo viera y no solo por un criterio propio, como siempre lo había sido. — Escuche que en la madrugada habría lluvia de estrellas… — musitó, entrecerrando los párpados antes de ladear la mirada, recostando por breves instantes la mejilla contra el hombro, intentando echarle una mirada a la figura que no muy lejos estaba y seguramente podía escucharlo con claridad.

Volver arriba Ir abajo

Privado Re: Capitulo 1: Neutral [Priv. Sarnaky]

Mensaje por Sarkany el Sáb Jul 16, 2016 1:50 am

En el campo de su visión entró la  figura recostada en un asiento dispuesto al costado de lo que fuese la vereda marcada en ese parque; sin duda habiendo tenido, otrora, sus mejores momentos. Sin embargo, la pálida figura que exaltaba la tez blanca de esa mano holgada o la posada al pecho y el ligero perfil, como el cabello color de fuego cayendo a cascadas por aquel asiento; no se le antojaba más que una visión idónea; para ese preciso instante en ese específico lugar. ¿Por qué? Fuera quizá, que por la melodía que había captado antes, le apetecía que la melancolía conjugada con la imagen de aquel hombre en la banca con el marco de árboles y maleza en penumbras, lo hacía más real

Más fehaciente, para el de piel morena, que los aspectos podrían no denotar el tiempo que por ellos ha pasado; bueno o malo; y el cual, de alguna forma, se terminaba añorando en alguna profunda parte de sí mismos…

No podía dar por hecho que aquel fuere antiguo, inclusive los jóvenes podían añorar la niñez que habían abandonado no hacía mucho; pero el concepto de la tragedia bien parecían lo mismo; escalados por cada quien. Siguió andando, acortando un poco la distancia en las penumbras sombreadas que conferían algunos árboles en su paso; siempre evitando alguna eventual rama más “baja”, debido a su estatura… Había captado el aroma pero podría no haber estado tan familiarizado con lo que podría ser el complemento de la otra especie, y, sin embargo, percibía algo de Dovah en aquel…

Bienvenida la voz acallada que musitó en calma su especulativo comentario y casual información…

El alto moreno no evitando sonreír el agrado, puesto que apenas acababa de recuperar más de su acostumbrada audición; se detuvo a cierta distancia de aquel, bajo un claro espacio hacia el firmamento de entre las ramas que sombreaban durante el día el camino… Mirando las estrellas, dejando caer su distraída mano de la camisa, para enganchar ambas de los bolsillos de su pantalón…

-Hermosa sin duda, pero temo haberme perdido esa información; yo solo estuve buscando despejarme, pero parece que estoy en un lugar oportuno para poder mirar el acontecimiento que ya muy pocos disfrutan en verdad…- con voz casual, baja; manteniendo el calmado  balance que fluía en el ambiente, del que solo se escuchaban apenas los sonidos de insectos u alguna otra criatura nocturna -Siempre y cuando no le moleste mi presencia, claro; después de todo, no todo los Dov quieren cerca a otro o ciertos Dovah- bajó la mirada esmeralda, distinguiendo la mirada tan encendida como aquel largo cabello en dirección a su persona; así de relajado, no podía evitar referirse a su raza o a las similares a ésta, en su vieja lengua; olvidando que por esos instantes que ese mismo lenguaje había sucumbido al propio olvido por igual…

Acortó unos pasos más la distancia, para poder tener una mejor visión del otro y dejarse ver por igual; bajando la mirada para enfrentar la de aquel que seguía recostado, sin abandonar la postura tranquila de sus brazo y sonriendo con simpático carisma…

-La mayoría de mis noches suelen ser agitadas, pero todavía disfruto en demasía el contemplar los astros cuando tengo la oportunidad.- continuó en la línea de su comentario anterior, en el mismo casual y bajo tono; un poco interesado en el aroma que recordaba a los dragones pero que difería en cierto sentido. La “familiaridad” de antes siendo un poco distinta en la cercanía; pero ello, para el de los ojos esmeraldas, no tenía importancia. Ambos estaban renuentes de los disturbios o enfrentamientos en ese espacio y momento, por lo que no iba a aventurar cuestiones inapropiadas al respecto.
avatar
Mensajes : 6
Localización : En cualquier lugar

Volver arriba Ir abajo

Privado Re: Capitulo 1: Neutral [Priv. Sarnaky]

Mensaje por Shurima el Sáb Jul 30, 2016 9:08 pm

No. En absoluto. — negó con la cabeza a medida que sus orbes se cerraban en un suave parpadeo, retomando la visión de aquellas orbes se se disponían a encontrarse de forma directa con las suyas. Hermosas, un brilla sin duda espléndido en colores verdosos como dos grandes gemas que cualquier coleccionista de mercado negro osaría en tenerlas en su tienda, un tinte bronceado decoraba la piel del desconocido, ciertamente atractivo para alguien que normalmente conocía la blancura de los muertos, una deliciosa codicia en plena noche. No podía creer simplemente lo que estaba pensando más allá de mantener un rostro sumamente relajado, de ganado, y unos movimientos tranquilos como los de un esqueleto que yacía en el frío suelo.

Lo veía como comida. Ese estúpido instinto que era inevitable ignorar cuando parecía que el banquete se aproximaba servido en bandeja de plata, mostrando un dorado apetitoso tras salir del horno. Ah, qué repugnante modo de pensar ante quien solo parecía estar de paso, viendo esas enormes ganas de abalanzarse sobre sí, y al fin alimentarse de su carne, de su sangre, hasta sentir que los latidos del corazón dieran su último vuelco.

No molesta. Y debo de decir que está en lo correcto, con tantas luces alrededor, parece que los humanos han olvidado que sus antepasados vivían de lo que les decían los astros. Todo tipo de fenómenos eran especiales, para los Celta, una de las comunidades más grandes que existieron siglos atrás… Adoraban a lo dioses, a la naturaleza y todo lo que había en ella. — Mencionó, alejando los pensamientos de su cabeza a pesar de que la brisa nocturna le traía a sus fosas nasales el aroma del dragón. Trago saliva, y cerró los párpados una vez más conteniendo la respiración por breves instantes, hasta que sintió que sus ideas se habían acomodado.

Te pediría que me acompañaras a donde las luces no tocan la tierra. Donde solo se ve oscuridad, y los únicos faroles que alumbran el firmamento son las estrellas… El hermoso paisaje de una noche tranquila. — dijo, sin pensar en lo que el otro podía imaginar ante sus palabras, no le importaba, no lo pensaba, solo era directo en lo que sentía en ese instantes y solo deseaba fotografiar esos momentos en su memoria, sin sentirse solo por primera vez en tantos siglos de soledad. Mirando ese cielo que a pesar de que había cambiado parecía ser el mismo de siempre, como él. A pesar de que ahora ya no era lo que alguna vez había sido, seguía siendo el mismo.

Volver arriba Ir abajo

Privado Re: Capitulo 1: Neutral [Priv. Sarnaky]

Mensaje por Sarkany el Dom Jul 31, 2016 1:43 am

Extendiendo un poco más su sonrisa, por aquellas palabras que aceptaban su compañía, se dio el gusto de mirar al de cabellos flameantes; entrecerrando ligeramente la mirada… Le gustaba la apariencia de aquel, el color pálido y lechoso de su piel contrastado con el intenso color de ojos y de sus cabellos lo hacían parecer una figura sublime... El cuerpo esbelto bajo las ropas era reconocible; pero era quizá el misterio tras la mirada, que parecía más saciadas y cansadas de lo que ha contemplado por sí mismo, lo que atraía de ese ser que parecía impregnado del aroma de su raza y que no era en sí mismo, algo de recién.

Las palabras sobre la cultura, que alguna vez vislumbró, solo confirmó lo que aquella mirada encendida le daba pauta: Era, al menos, alguien lo suficientemente antiguo para comprender el tiempo trascurrido. Quizá no cabalmente se podría llegar a esa conjetura, pero la melancolía percibida antes, las palabras y algo en aquella imagen del pelirrojo, le había llevado a interpretar que éste; como él mismo; parecía estar, a momentos, fuera de tiempo con éstos “tiempos tan modernos”.

-Ciertamente, han olvidado los tiempos aquellos en que; inclusive; otras criaturas se mezclaban entre ellos… Veces confundiéndoles con sus propios “Dioses”… También los “monstruos” y “demonios” que añadían a su folklor, en cualquier otra remota cultura, perdieron su relevancia…- vagó sin reserva alguna la mirada sobre el de piel clara, seguro de recrear en su mente la imagen de aquel, sin tener que mirarlo todo el tiempo… Le agradaban sus formas; había amado deliciosas criaturas de pequeñas y esbeltas figuras, cuando había tenido la oportunidad… Y las curiosas reacciones que el otro había tenido; como si intentase refrenar algo en su propio interior; sólo añadieron cierto encanto, con un ligero percibimiento emocionante de letalidad en aquel…

El moreno inhaló profundamente, casi como un suspiro que absorbía la naturaleza en derredor… ¡Ah! Ahí estaba… El sutil aroma del que a éste aparente joven no podía tenerle enteramente por un Dovah o cualquier otro Dov…

-Bodsos- murmuró para sí mismo, casi distraídamente, en cuanto llegó a su mente lo que en su antigua lengua referían a ese tipo especie… “Tomador/Bebedor de sangre”… ¿Cómo era su nombre en eras a la poste? Oh, claro… Vampiro. La intriga se mantenía, entonces, en cómo se había logrado impregnar tan profundamente en el aroma de un Dovah; más allá del solo beber de la sangre de uno en sí…

Y aunque sus pensamientos iban vertiginosos entre la vista y las ideas… El de los ojos esmeraldas no evitó el deleite de las palabras suaves ajenas…

-Yo podría sentirme tentado a aceptar una petición así…- se acercó, había un peligro subyacente en algún lugar… Fuese solo de él mismo o de aquel… O, quizá, podría no ser el peligro letal en sí. Acortó la distancia un poco más, su alta estatura con el claro de su camisa, contrastaba no solo con el entorno o el tono de su propia piel… Evocaba a la idea de los gigantes, para lejanas culturas; cuando solo era lo más cercano a lo compacto de su forma Dovah -Tantas luces en ésta era, hacen que uno quiera reencontrarse con lo que era sólo lo suficiente para iluminar nuestra pasada oscuridad- recordaba las noches de estrellas, mientras se alzaba sobre las montañas, bosques, volcanes y valles… Y también las que pasó en penumbroso letargo; privado de cualquier sueño o luz… -Algunas veces se quiere acariciar la soledad, estando en una agradable compañía…- comentó con entretenida y baja voz, algo agradable pese al grave tono; una idea que él mismo le parecía y había saboreado en su momento.

El Dragón alzó la mirada al cielo, también, una vez más… Recordando lo que había pensado en un principio sobre las estrellas y constelaciones perdidas y suplidas por igual…

-Podrías decirme a dónde tienes esos deseos de ir, y yo estoy lo suficientemente aventurero como para no solo acompañarte…- con baja, casi en sutil vehemencia carismática; inclinando una vez más la mirada hasta la ajena… Ambos, indudablemente, podían distinguir los rasgos de cada uno pese a la penumbra en el lugar… Él no iba a negar que le gustaban los del otro -Sin importar alguna posible consecuencia- añadió, casi como algo casual…
avatar
Mensajes : 6
Localización : En cualquier lugar

Volver arriba Ir abajo

Privado Re: Capitulo 1: Neutral [Priv. Sarnaky]

Mensaje por Contenido patrocinado

Contenido patrocinado

Volver arriba Ir abajo

Ver el tema anterior Ver el tema siguiente Volver arriba

- Temas similares

 
Permisos de este foro:
No puedes responder a temas en este foro.